lunes, 4 de febrero de 2008

De nuevo en la Tierra




El Real Madrid cayó derrotado en su partido ante el Almería por 0-2 y ve como el segundo clasificado se pone a seis puntos. Los andaluces hicieron un buen partido, sobre todo su portero Diego Alves, que con algunas intervenciones de mérito dejó su portería invicta.

Algunos querían ver la Liga acabada después del tropezón azulgrana en San Mamés, pero una semana después vuelve haber Liga. Los blancos pasaron con notable la cuesta de enero venciendo a rivales de entidad como el Atlético de Madrid o el Villarreal. Ese momento era donde tenían puestas todas sus esperanzas de remontada los culés. Su gozo en un pozo. Pero en esta jornada donde nadie esperaba tropiezos, el Madrid no pudo con el Almería.

La Liga es una competición que dura 38 partidos y el mejor es el que llega primero al final. Por lo tanto, es absurdo decir a falta de más de 15 jornadas que el campeonato está decidido. El buen juego de los blancos aparece a cuenta gotas y los azulgranas se han apuntado al 1-0 sin apenas juego. Por tanto, el campeonato está muy igualado entre estos dos equipos, los demás están un peldaño por debajo. La diferencia que parece un mundo (6 puntos) no lo es tanto. Es más, si el Barça hubiera ganado el derbi en su estadio, los dos equipos estarían igualados a puntos. En resumen, todavía queda mucha Liga y puede ganar cualquiera de los dos. Las confianzas y euforias no ayudan ya que cualquier equipo te puede hacer un roto.

Sobre el partido ante el Almería hay poco que decir. Los andaluces jugaron un buen partido, buscaron la espalda de los laterales y tuvieron 100% de efectividad (dos goles en dos ocasiones). El portero que obró los milagros esta vez no fue Casillas, sino Diego Alves. El brasileño desbarató las intentonas blancas y desquició a Raúl ya que le sacó un par de goles cantados.


Entre tanto, el Almería se adelantó en el marcador a los 15 minutos gracias a una jugada ensayada. Una falta lateral fue sacada rápidamente por Corona y Crusat y rematada por Juanito previo resbalón de Cannavaro. Casillas voló y sacó el balón, pero éste ya había entrado. El mazazo desperezó a los blancos que pierdon empatar en una galopada de Sergio Ramos, pero Diego Alves arrolló al de Camas en lo que le pudo costar la expulsión, aunque se quedó en tarjeta amarilla.



La segunda mitad empezó con un penalti tan claro como absurdo de Cannavaro sobre Negredo, que él mismo se encargó de transformar. El italiano vuelve por sus fueros de tanto en tanto y eso le cuesta puntos al Madrid. El resto de partido era un querer y no poder. Los blancos en ningún momento le encontraron el ritmo al encuentro, nunca estuvieron cómodos y eso se notó.


Esta derrota aprieta el campeonato y pone más emoción a la competición. La próxima jornada el Valladolid visitará el Bernabéu. Será el momento de ver si lo de Almería fue un accidente o una tendencia.

6 comentarios:

madridismoatope dijo...

Lo mas importante es que aprendamos de la derrota.
Un saludo desde www.madridismoatope.wordpress.com

Emilio dijo...

ya se sabe que cuando estamos en las nubes...Hay que jugar siempre al 100% no solo cuando son partidos grandes o vamos perdiendo...
Un saludo madridista
yosoydelrealmadrid.blogspot.com

DRJ dijo...

Que tendencia a la pachorra tienen los merengues cuando juegan contra los pequeños. No me gusta nada esa pasividad con la que salen a jugar contra los modestos porque nos puede costar la Liga. Veremos a ver contra el Valladolid.

Un saludo de http://cibermadridista.blogspot.com

Alba dijo...

Un partido en que durante 60 minutos no estuvieron en el campo. En cuando se dieron cuenta que estaban jugando, el Almería tenía dos goles de ventaja
Saludos

Göres dijo...

@madridismo a tope
Si la derrota sirve para salir a tope en los siguientes compromisos no será tan negativa.

@emilio
El problema es ir a un campo con la mentalidad de que ya se ha ganado el partido. El Almería tenía más ilusión por vencer y lo hizo.

@drj
En campos como el de los juegos mediterráneos u otros es donde se ganan las ligas...

@alba
El Almería metió dos goles en las dos ocasiones que tuvo. El Madrid pudo marcar en alguna ocasión, pero Diego Alves estuvo muy bien.

Un saludo y un beso respectivamente.

El Ojo Periodístico dijo...

Hola. He visto este blog y la verdad es que esta bastante bien. Me he iniciado en este nuevo mundillo, antes totalmente desconocido para mi y la verdad es que me esta gustando bastante. Quiero abrir uno por plasmar mi visión del fútbol. Además pienso, y de hecho espero, que me ayude a sacar y conseguir el sueño de ser periodista deportivo. Ya he participado en varias tertulias locales, pero espero aspirar a más. Por eso quiero que nos intercambiemos links.
Un saludo
http://pinceladasdefutbol.blogspot.com