domingo, 10 de mayo de 2009

Muñeco roto



El Real Madrid salió goleado de Mestalla por 3-0 tras un partido lamentable. Los jugadores blancos se vinieron abajo tras el primer tanto de Mata. El Valencia jugó un buen partido y aprovechó el bajo estado de ánimo del conjunto capitalino. Los tres partidos que restan pueden ser un auténtico vía crucis para los de Juande, que hoy pueden ver como el Barça canta el alirón.

Veinte minutos. Eso es lo que duró el Madrid en Mestalla. El estado anímico de los blancos era bajo tras la goleada en casa ante el Barcelona y sabedores de que la Liga estaba virtualmente perdida, cualquier contratiempo se convertiría en un obstáculo insalvable. Así fue. El tanto de Mata en una excepcional jugada al primer toque entre el asturiano, su compatriota Villa y Silva acabó con un quiebro dentro del área del ex madridista a Cannavaro y un disparo potente al cual no pudo hacer nada Casillas.



Tras ese tanto el equipo de Juande desapareció del terreno de juego dejando vía libre al Valencia para mandar sin ningún rechiste. Silva, que se tuvo que retirar lesionado, marcó el segundo en un error de Casillas, que despejó hacia dentro un disparo raso del canario. En días como el de ayer, hasta Iker se contagió del ambiente.



La segunda mitad fue un monólogo ché. Los blancos fueron un equipo roto por el centro, donde Gago y Javi García no fueron capaces de enlazar la transición defensa - ataque. Atrás, Cannavaro y Metzelder se vieron superados por Silva, Mata, Joaquín y Villa; delante, Raúl estuvo desaparecido, Higuaín voluntarioso pero sin fortuna y en las bandas, Marcelo y Robben no pudieron irse con claridad de sus marcadores.

Un auténtico desastre de partido. Pero ya se veía venir, sin el gran objetivo de la Liga, ya no había nada por que luchar. Los gestos tras el 1-0 fueron de desánimo, no como sucedió en Sevilla hace dos semanas, donde los jugadores se animaron y acabaron con otra épica remontada. Este equipo se ha caracterizado por su fe, pero ya la han perdido.



Con el partido resuelto, Baraja remató de volea un centro desde la derecha que acabó al fondo de las mayas. El golazo puso punto y final a un partido que para los blancos fue peor que una penitencia. Y aún quedan tres más que habrá que afrontarlos con orgullo, el que merece la camiseta del Madrid.

5 comentarios:

Chechu dijo...

Hizo mal Juande alineando a los titulares del otro día, ue salieron deprimidos. Cannavaro ha demostrado ser ya exmadridista por su inoperancia y lentitud. Contagió por así decirlo a sus compañeros. Algunos le pusieron ganas, como Gago, pero con escasos resultados. De hecho, el argentino perdió más que dio para el equipo.

Mal Madrid y mal Juande. Los suplentes tenían que haber jugado.

Saludos

DRJ dijo...

No han sabido reestablecer la moral después del golpe del sábado pasado. Esto es una bajada de brazos de manual y es una pena que vayan a terminar la Liga dando mala imagen después del esfuerzo que han hecho en la segunda vuelta.

Recuperar a Mata me parece innegociable. Ahora mismo para mí es el "número 1 del draft", hay que recuperarlo como sea.

Un saludo!

futbollium dijo...

El Madrid está muerto mentalmente y no creo que se recupere en lo que queda de liga . Juande debería apostar por gente como Torres , Parejo y alguno más del Castilla ahora que ha quedado fuera del play off de ascenso a 2 ª .

Un saludo

Alba dijo...

Al Madrid se le va hacer las cuatro jornadas muy largas; salió a no jugar a nada delante un rival que se juega la Champions.
Saludos

Göres dijo...

@Chechu
Juande debe dar oportunidades a los chicos de la cantera porque algunos titulares están pensando en su futuro más que en el club.

@DRJ
El golpe del sábado fue definitivo. Ya se han dejado ir, espero que planten cara al Villarreal, aunque sea por orgullo.

@futbollium
Totalmente de acuerdo.

@alba
Difícil partido ante el Villarreal y duelos descafeinados contra Mallorca y tal vez Osasuna. Que acabe la temporada y a pensar en la siguiente.

Un saludo a todos y un beso a ella.